El uso de manuales en la clase de ELE

Tradicionalmente, tanto en las clases de idiomas como en otras asignaturas, ha estado presente el libro de texto. ¿Cómo de eficaz es este sistema para el desarrollo de una clase?

A lo largo de la historia de la enseñanza de lenguas, han existido diferentes perspectivas de cómo llevar a cabo la clase. Antiguamente la gramática cobrara gran protagonismo en el proceso de aprendizaje. Por suerte, este punto de vista ha cambiado, y poco a poco se han ido implementando actividades que desarrollan las funciones comunicativas necesarias para un diálogo real.

A causa de este proceso, los manuales de lenguas extranjeras también se han desarrollado. Por este motivo, un manual puede ser algo positivo en lo que apoyarnos durante nuestra clase. Eso sí, siempre teniendo claras ciertas afirmaciones que describo a continuación.

Un manual no debe sustituir la labor del profesor. No podemos limitar la docencia a una herramienta. Puede ser un buen apoyo para que la clase siga un hilo, tengamos un esquema de nuestro contenido, y el alumno tenga acceso a ello. Pero nuestra labor docente no debe basarse en el manual. Debemos seguir aportando nuestros conocimientos didácticos y lingüísticos y adaptarnos a la situación real en la clase.

La forma de impartir una clase tiene mucho que ver con el contexto en el que se desarrolla. Por lo tanto, es muy difícil que un manual se adecúe al cien por cien a nuestro contexto. Lo ideal es encontrar un manual que se asemeje a nuestro método didáctico y al tipo de alumnos que tenemos, y seleccionar las cosas que consideremos más útiles para nuestra clase.

En definitiva: un manual puede ser una herramienta muy útil para una mejor accesibilidad a los contenidos y un mejor desarrollo didáctico, pero no debe sustituir nunca el trabajo autónomo del profesor.

 

Anuncios

One response to “El uso de manuales en la clase de ELE

  1. Muchas gracias, Zaira, por compartir tu reflexión sobre el uso de los manuales en clase de ELE.
    Coincido plenamente con tu conclusión final. El manual es herramienta que el profesor debe saber utilizar en clase. Es totalmente cierto en que no existe el manual perfecto. De muy poco sirve a un mal profesor un buen manual, sin embargo, un buen profesor sabe explotar didácticamente lo mejor de cada manual. El profesor siempre debe adaptarlo a las necesidades de los alumnos. Adaptar un manual puede consistir en cambiar, suprimir, modificar la secuenciación o insertar otros materiales didácticos.
    Señalas de manera muy acertada que el contexto sociocultural determina el perfil del alumno. Así se explica, por ejemplo, que cada Instituto Cervantes elija sus propios manuales. En este sentido es el análisis del entorno y el tipo de alumnado de cada zona geográfica determina la decisión por determinado manual.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s