Mili Hernández. La Literatura LGTBI+

Hace poco tuvimos el placer de conocer en el Instituto Cervantes de Berlín a Mili Hernández, editora española dueña de Berkana, la primera librería de temática LGTBI+ de España, y una de las pocas que permanecen abiertas en el país.

Mili nos contó su historia. La de cómo una joven homosexual huye del Madrid de los años 80 a Londres, con la intención de liberarse de la represión existente en la época (con la que, por cierto, aún debemos terminar). Allí en Londres, entra en contacto con la literatura homosexual, gracias a la famosa librería Gay’s the Word. Tras una temporada en Inglaterra se muda a Nueva York, donde su relación con este tipo de literatura se afianza gracias a otra famosa librería de la gran manzana: la librería Oscar Wilde.

Estas librerías fueron la inspiración perfecta. A su vuelta a España, Mili lo tiene claro: necesita abrir una librería de literatura homosexual en Madrid. Y así lo hace. Inaugura la famosa librería Berkana en el centro del célebre barrio de Chueca. Librería que, por cierto, ayudó a fundar los cimientos de Chueca como centro del movimiento LGTBI+ de Madrid.

¿Qué importancia puede tener el género homosexual en la literatura y en la sociedad? Mili nos relata cómo, durante su estancia en el extranjero, los libros le enseñaron algo que la sociedad española de la época nunca antes le había enseñado: “cómo amar a una mujer”. Mediante su contacto con lectores asiduos a la librería, nos relata cómo muchos de ellos afirmaban haber sido “salvados” por los libros. En un momento en que una minoría social no tiene voz en los medios, en que no es posible el contacto con iguales, en que aunque verdaderamente no lo seas te sientas diferente, los libros pueden realmente salvarte la vida. Es por ello que la literatura que apela al apoyo, movilización y normalización de minorías, en este caso la de la comunidad LGTBI+, es de una importancia gigantesca.

Como Mili nos comenta, escribimos literatura homosexual, en primer lugar, porque “nos da la gana”; y en segundo lugar, por el gran poder de cambio social que ello significa. Por un lado, se apoya a aquél con cualquier orientación sexual más allá de la heterosexual, demostrándole que no está sólo y que lo que siente es normal. Por otro, se ayuda a la aceptación y normalización por parte de la sociedad hacia esta comunidad, es decir: se educa.

Gracias, Mili, por recordarnos una vez más, el poder que tiene la literatura para salvar vidas en particular, y para apelar a una sociedad mejor en general.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s